Lo expuesto en este blog, solo responde a los criterios
personales de su autor como Maestro Masón

27 de mayo de 2006

Jose Artime, en el recuerdo


El día 27 de mayo de 2006 se cumple el primer aniversario del fallecimiento de José Artime Fernández, socialista, masón miembro de la Logia Toulouse del Gran Oriente de Francia,
Por su personalidad y compromiso se le nombró Presidente honorario de la Logia Rosario Acuña, en Gijón. José Artime vivía en Toulouse.
Jose, aquel lariguirucho hombre que conocí en Toulouse, tras haberme hablado tanto y tanto el Hermano Antono Machado: Llegó a Francia por el camino del exilio tras haber combatido defendiendo la legalidad republicana.
José Artime, el Hermano Dantón, fue un luchador infatigable durante toda su existencia: perdió un brazo en la guerra de España y, no obstante, siguió defendiendo aquello en lo que creía.
Con el final de la guerra de España, su vida en el exilio comenzó con el internamiento en el Campo de Concentración de Vernet, en el Sur de Francia. De allí salió en 1944 en el que se conoció como "el tren fantasma", vagando por las vías de Europa varios días y noches, hacinado, en condiciones terribles, hasta llegar a Dachau.
Sobrevivió al campo nazi. La Francia libre, la Francia liberada, le acogió finalmente.
Le visitamos en su casa de Toulouse en 2004 y pudimos escucharle, enérgico y emocionado, recordando aquellos años terribles, y aunque estaba menguado de fuerzas, todavía tenía suficiente coraje de luanquin para darnos un abrazo.
Un día, el 27 de mayo del año pasado, un aviso de un Hermano de la Logia Toulouse nos informó que José Artime Fernández había pasado al Oriente Eterno.
Su voluntad, materializada por Kathy, su entrañable y querida compañera, fue que sus cenizas se repartieran simbólicamente en dos lugares: Unas habrían de ser depositadas en su Luanco natal, y el resto en el Campo de Vernet.
En ese acto de volver sus cenizas al mar se nos entregó su mandil de Maestro a la Logia Rosario de Acuña. Hoy, cada día que pasa, le recordamos.
Queda con nosotros el ejemplo honesto y heróico de un hombre que vivió una época terrible, quizá la más terrible de las épocas de Europa, para que generaciones como la nuestra no sufrieran y supieran también evitar ese mismo dolor a quienes nos sigan en el futuro.
Te recordamos, Hermano.
Con nuestras palabras y recuerdo, también nuestro amor a los Hermanos de la Logia Toulouse; al Querido Hermano Alain, recordando su abrazo y su emocionada mirada; a su familia, compañía inseparable; al Querido Hermano Machado, leal amigo y compañero; a Kathy, a la que no olvidamos nunca.
En la Villa de Gijón, miércoles, día 24 de mayo de 2006
Repestable Logia Rosario de Acuñahttp://www.asturmason.es
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...