Lo expuesto en este blog, solo responde a los criterios
personales de su autor como Maestro Masón

23 de julio de 2010

Ercilio Núñez Vidriales: Pintura Toros y Masonería

«El arte también tiene una parte científica y de investigación»

image

07.04.10 - 01:00 -

RAQUEL MARTÍNEZ | PALENCIA.

«Los mejores escritores, músicos y pintores han aportado su arte al mundo de la tauromaquia»

Ver símbolos masónicos y de la iglesia católica en los cuadros que Ercilio Núñez Vidriales expone hasta el próximo domingo en la sala que Caja España tiene en la calle Don Sancho no es producto de la casualidad ni de la mente avezada de cualquier espectador. 'Tauromaquia y analogías' es el título de la muestra pictórica en la que Ercilio Núñez Vidriales muestra las semejanzas que tiene el arte de los toros con la religión católica y la masonería. El artista, nacido en la localidad zamorana de Bercianos de Vidriales, aunque residente en Huerta de Rey (Burgos), avanza que continuará ampliando su obra con nuevas similitudes entre la tauromaquia y otras formas de expresión, como el flamenco.

-¿Cuáles son las claves de su exposición?

-Se trata de una muestra que, por un lado, es fácil de ver, ya que es figurativa, pero no tan sencilla de entender, ya que prima el simbolismo, alusiones al rito católico y a la metafísica. También destacan las alusiones a la vida y a la muerte a través de los fondos y de los collages con los que trabajo. He pintado el alma de la tauromaquia, el rito que precede a la fiesta de los toros, es decir, el por qué de un muletazo o de un momento crítico.

-Los símbolos masónicos se repiten en sus cuadros...

-Para muchos será novedoso, ya que la masonería no se conoce tanto en España como en otros países, pero tiene una simbología extraordinaria.

-¿Qué relación tiene la masonería con el toreo?

-Se relacionan en lo ternario. La tauromaquia ha llegado a la península ibérica desde Oriente, a través de los caballeros de las Cruzadas y de los Templarios. El flamenco también viene de la India, y no de Andalucía, como muchos creen

-¿Muchas horas de investigación para poder plasmar este conocimiento en sus cuadros?

-Sí, el trabajo que expongo es sobre todo de investigación y científico. El arte lleva una parte científica y de investigación,. Además, el conocimiento es muy importante para que el artista saque lo que lleva dentro.

-Con gente como usted, es difícil que desaparezcan los toros...

-Aunque algún día desaparezca parte de la parafernalia de la feria, los toros tienen una raíz muy profunda como para acabar con ella. Además, los mejores escritores, músicos y pintores han aportado su arte al mundo de la tauromaquia.

image

Núñez Vidriales afronta una producción en la que sitúa el arte taurino en otra onda más metafísica y espiritual. En realidad, el pintor aborda casi en exclusiva la dimensión religiosa del mundo taurino, las relaciones entre el torero y su fe ante un arte que puede conducirle a la tragedia. El matador se persigna al salir al ruedo, reza en la soledad de su habitación del hotel, se encomienda a la Virgen… Acciones todas ellas que ponen de manifiesta la fe, profunda o superficial, de quienes se van a enfrentar a la muerte.

Letras y números

El artista rodea esta visión con una simbología de claras alusiones a la masonería, con signos, letras y números que evocan lecturas masónicas de la fiesta de los toros. De esta forma conecta los rituales de las logias masónicas con los propios de los toreros ante la religión, poco conocidos en ambos casos.

Esta visión de los toros constituye una de las novedades de la exposición de Núñez Vidriales, que se podrá visitar hasta mañana. Otra novedad es la visión del arte taurino en una cosmogonía estelar. Lo taurino posee también lecturas más amplias, que lo relacionan con los movimientos del sol y de la luna, elementos que aparecen a menudo en estos cuadros, en ocasiones identificados con la misma cabeza del toro, otras en forma de envoltorio del animal o del torero. Esta fusión constituye otro rito, plasmado en clave metafísica. Pero la lectura ideológica de esta obra, muy abierta a las interpretaciones y con la necesidad de evidentes conocimientos del arte taurino, de la masonería y de la cosmogonía -para interpretar, por ejemplo, la reiterada presencia del número tres o e la letra g, por ejemplo-, tiene una materialización plástica, basada en la técnica mixta, en el refuerzo matérico y en la aplicación de una luz envuelta en un halo de misterio.

La clave de estas pinturas es la incorporación de un collage potente, de colores plateados o dorados, lo que enriquece su aspecto exterior y sus texturas. Núñez Vidriales es un pintor con oficio y con recursos plásticos, de ahí que resuelva muy bien las difíciles anatomías de los animales o el misticismo de los toreros. También sabe transmitir la luz a sus cuadros, una luz en la que sobrevuela una atmósfera misteriosa y envolvente, en un círculo que se repite, ya sea por la forma de la luna, el sol o el propio coso taurino. Una exposición, en definitiva, diferente sobre los toros. Original, con mensaje y con satisfactorios resultados estéticos.

image

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...