Lo expuesto en este blog, solo responde a los criterios
personales de su autor como Maestro Masón

8 de marzo de 2012

HOMENAJE A UN HETERODOXO: Bruno Etienne

 
 
Las Obediencias masónicas como estructura  tienen tendencia a cierta poder oligárquico .


No hay nada más que leer el artículo de un Gran Maestre: "Y pensé también en todos esos francmasones que ya no vienen a la Logia y no trabajan más, pensando sin duda alguna que siguen siendo “masones sin mandil”.  Yo creo que esto es un lapsus , y querría decir que no trabajan en la Obediencia, pero si en logias, que no necesariamente tienen que estar bajo una Obediencia.


Pues bien el Gran Maestre nos condena a la soledad y a una cierta frustración...aquellos que estamos en la soledad laborando y labrando....


Está claro que cuanto más grandes son las estructuras más capacidad tienen de abducir toda capacidad heterodoxa que se pueda dar en sus filas.Ya he comentado en algunas veces esa ausencia de una historia heterodoxa en la masonería. Lo cual me extraña.

En ese capitulo de heterodoxias hay que situar a un miembro, uno más, a Bruno Etienne, un politólogo francés, miembro del Gran Oriente de Francia, nacido en un frio mes de noviembre de 1937 en La Tronche (Isère) y fallecido en Marzo del 2009 en Aix-en-Provence.

De Bruno Etienne, especialista en antropología, temas islámicos y religión, del cual pronto  me atrajeron sus trabajos por esa capacidad crítica que ya había observado en E. Boeglien, y  en H. Leforestier, e incluso en figuras tan controvertidas como el ex Gran Maestro Alain Bauer con quien Bruno Etienne terminó colaborando en algunas de sus últimas publicaciones[1]. y claro está, Bruno Etienne estaba muy al margen de plumas rosas,  que aspiran de  su condición de "emires" con llegar a ser califas alguna vez  


Los cuales además terminan haciendo de la Masonería el fin  operandus que no han obtenido, por ejemplo en política, los cuales terminan como ya he dicho muchas veces siendo parte de ese loby de flotación, y que caiga quien caiga, son imprescindibles.. así se explica que alguno lleve en esa cuerda floja casi 11 años.. cuando en la misma situación hay cientos de Hermanos que después de ocupar un cargo han vuelto a sentarse en logia sin mayor problema.

En estos días viendo algunas reseñas  pues se pone en evidencia una vez más eso ya clásico de "sino puedes acabar con un "potencial enemigo" pues lo mejor asimílalo". Aunque en el caso de España es tal la envidia que a algunos hasta tiña o ronchas le salen.. pero volvamos a Bruno Etienne:

El ex Gran Maestro Alain Bauer en su “Dictionnaire amoureux de la Franc-maçonnerie” le dedica un par de hojas (124-125) y desde esa fina ironía de Bauer, le califica como "uno  de sus mejores enemigos" ya que había saludado desde las páginas del Diario Le Monde la subida a la gran Maestría de Bauer con un artículo bastante duro. Y ya ven, con el tiempo terminaron siendo amigos y participes de una cierta visión sobre la masonería y sus estructuras obedienciales.

Bruno Etienne fue también un buen amigo de otro "terrible enfant" de la masonería francesa como Jean Solís, con el escribió otro interesante libro "Les 15 sujets qui fâchent les franc-maçons"[2] y que recomiendo como lectura a esos queridos lectores que se dedican a ponerme desde los "anonimatos" de los comentarios de chupa domine.

Como antes decía, Bruno Etienne, es  ese un fino interpretador de la realidad masónica  que dejó reflexiones de este estilo y que viene muy al cuento de actividades y proyecciones que se dan en este país masónico nuestro.
"Masonería es una institución curiosa. Tiene una serie de características que explican, en  parte, las fantasías y las preguntas que se plantean desde su creación, por hugonotes franceses emigrados y admiradores de Newton y manipulados por la Royal Society, en Inglaterra entre 1717 y 1723. Ella se presenta como una sociedad de pensamiento característico del siglo XVIII deslumbrado por la "nuova scienza".
Pero es más el aire de comunidad al estilo de un club porque pretende asumir también la transmisión de una doble tradición: la de los masones "francs" y por tanto, el "mestier", tradición basada en la interpretación del mito de Hiram, el constructor del templo de Salomón, junto al otro mito fundador, la caballería templaria. La historia y la evolución de esta doble función permiten entender la crisis que atraviesa, principalmente en Francia la masonería y más en el caso, del gran Oriente de Francia (GODF) en particular.
¿Cómo podrá superar todas excomuniones, las condenas y causaciones justificadas o no? ¿Cómo podría sobrevivir más allá de sus errores y sus numerosos y múltiples sectas, todos los regímenes políticos, incluyendo a aquellos que la han martirizado? Ciertamente no por posiciones adoptadas sino por el contingente de que ella [ la masonería] tiene un arquetípico paradigmático, es decir, en este caso sus ritos, sus mitos y especialmente su sistema iniciático.
De hecho son raras sociedades iniciáticas que ofrecen en Occidente una forma de superar la muerte. Este método en particular se basa en el simbolismo y el razonamiento por analogía. Estos son valores reales universales que se adjunta a lo que Jacquar llama "humanitude".
Francia, ha producido dos masonerías conviviendo, "nolens volens", durante tres siglos pero que parece que todo ello está a punto hoy de estallar. La primera tiene el lema "libertad, igualdad, fraternidad" y tiene como intención participar activamente en la construcción de la sociedad ideal. La segunda tiene el lema "fuerza, sabiduría, belleza" y prefiere trabajar en la construcción del templo de la humanidad desde la construcción del Interior pero a través de la maestría del ego.
Una es el extrovertida, progresista y  mundana; y la otra ha girado hacia lo interior hacia la mística y la progresividad. Algunos tienen, sin excesiva esquizofrenia, el poder de pertenecer a las dos tendencias. Hoy, ello no es muy  posible en el Gran Oriente de Francia.
De hecho,[GODF] se apropia del monopolio de la interpretación republicana y no duda en identificarse con la República "moniste"[3], y se declara como el último baluarte contra la barbarie pluralista,  y se ha hecho tan profana que no hace más que parodiar las divisiones de la sociedad francesa. Como es un [organismo] tan rígido es incapacidad  de  manejar el nuevo pluralismo cultural y religioso.
Por lo tanto, el GODF es de los rabiosos de la República, los fundamentalistas de la laicidad, de los "ateos estúpidos ", de acuerdo con la fórmula de Anderson el redactor de la primera carta masónica; de soberanistas federalistas minoritarios e incluso de lo más discretos espiritualistas y altavoces de medios de comunicación.
En este sentido, el GODF es un buen barómetro del estado en que se encuentra la sociedad francesa. Es por lo tanto, también la encrucijada de una ruta de acceso que debe tomar resoluciones drásticas. Se a convertido en un club político como los demás con pocas posibilidades de competir con aquellos que ya están en su lugar sin juzgar por la mediocridad insigne de las producciones públicas.
Para salvar esta situación o bien se propone una reforma radical permitiendo la masonería satisfacer una serie de inquietudes de nuestros contemporáneos en términos de espiritualidad por el camino iniciático. Aunque la importancia de los trabajos de investigación de logias, especialmente provinciales, nunca llega a la superficie, me convence de esta posibilidad. Por ello, deben ser abandonadas una serie de prácticas que llevan a cabo las obediencias masónicas para convertirse en maquinarias administrativas gerenciadas por profesionales donde la maestría es inversamente proporcional a su ego. El GODF ha extendido en público sus divisiones alrededor de seis "grandes maestros" dentro de estos últimos diez años. Esto es un poco de lío o desorden para una "sociedad secreta".
¿De lo contrario cómo administrar novecientas o más logias? No son las convenciones anuales, manejadas por profesionales, las que deben tomar decisiones difíciles. Por lo cual e debemos retirarlos del sistema.
 Simplemente hay que volver a las constituciones de Anderson, en la Logia libre (el GODF es una Federación de logias y ritos, y no una institución magisterial centralizad), debemos retomar nuestro trabajo discreto en la sociedad civil y no en la audiencia, aceptando la progresividad del decurso, a través de verdades fuertes,  adquiridas en el interior y proponerlas al mundo, que tampoco está buscando tanto.
Han llegado los tiempos, sin duda, de repensar las estructuras y no producir la entropía y la gratificación del ego para aquellos que se quieren ser califas y ocupar el lugar del califa. Quienes son esos elegidos "apparatchiks" bajo un complejo sistema de varios niveles que hablan de "transparencia democrática". Llegó el momento porque, en el marco europeo, más podemos mantener las obediencias nacionales. Hay que imaginar, por tanto, como constituir otros conjuntos, inferior, por afinidad, por ubicación, por elección reflexiva.
 Y para comenzar hay que disociar una administración separada del Gran Oriente de Francia como Asociación de la ley de 1901 y la progresión iniciática. En este momento de júbilo es cuando el GODF podría distribuir un patrimonio inmobiliario excesivo a los pobres, permitiendo a los hermanos volver a su más querida discreción: No tenemos que extendernos sobre la vía pública, ni a tener "pignon sobre la calle.
Llegó el momento, sobre todo, releer nuestro ritual sobre la muerte del maestro Hiram. El GODF ha alcanzado este grado de putrefacción donde "la carne dejar los huesos"  punto ideal para que "la acacia florezca",  Para que la Orden masónica pueda sobrevivir, debemos abandonar las estructuras de las obediencias centralizadas.
Necesitamos renunciar a actuar a cualquier precio. Nosotros debemos renunciar al efecto de las declaraciones públicas, intempestivas sin efecto real. Renunciar a seguir la demagogia secular y "audimatiste". Necesitamos volver a la ruta de nuestra propia iniciación, porque sólo el progreso individual de cada uno de nosotros puede contribuir a la mejora de la sociedad que nos alberga.
Es decir, debemos volver a colocar el arado detrás de los bueyes y volver al trabajo por acceso y hermenéutica. ¡ Vivat! ¡ Vivat! Semper Vivat.
Artículo publicado por © Le Monde 9 septiembre 2000 ( y muy de actualidad)

Alguien podría pensar que el estado de la masonería en el año 2000 de la cual hablaba Bruno Etienne, tenía esa cierta composición y estado de la cuestión que llevó a este genuino pensador a escribir este contundente artículo que coincidió con la subida de Alain Bauer como Gran Maestro del Gran Oriente de Francia.

Pero en el año 2008, y  de la mano de Jean Solís publica  en el libro ya citado el  Epilogo 1 “Bruno Etienne deux mois plus tard… (Aix-en Provence , julio 2008)

Y en dicho trabajo no solo vuelve al artículo del año 2000, sino que además se reafirma de este modo tan combativo:

Reinterpretando sus palabras nos viene a decir que la cuestión  empeoró, al dar a las estructuras, a los jefes, a los  Reglamentos Generales ya anticuados, y rituales votados “democráticamente en las grandes convenciones, (más bien poco democráticas ) que echan abajo aquello que nos debiera ser característico  “de un masón libre en una logia libre” 

 "Y por  tanto las viejas estructuras se hacen más estructurantes y coercitivas  y “producen su propia legitimidad y sus gerentes utilizan los métodos del mundo social, condenando a los masones a salir del secreto, del silencio al tener que soportar  todas la vicisitudes del mundo profano, Por eso no es suficiente invocar sin cesar la libertad de conciencia, la libertad de pensamiento y la libertad de expresión”, Se debe actuar".

Frente a las luchas políticas socialistas y también republicanas, ciertos miembros del GODF muy influyentes y con posibilidad de cambiar el tiempo pretenden “transformar al GODF  en  el Think Tank de la Izquierda

Y termino con otro retrato que scanea en profundidad el quehacer del modelo masónico al uso:
El GOdF en efecto confunde la progresividad de la Iniciación con el progresismo político como doctrina social. Nos hemos adherido a la gran ilusión del progreso y la esperanza milenaria, no hay retorno a la edad de oro y no hay un paraíso sobre la tierra en una sociedad política ideal […]              La francmasonería es  un laboratorio societal más que de ideas” 
Este es el homenaje a este Hermano del Grado 33 del REAA, Bruno Etienne,  que tuvo su propio  affaire en el seno el GODF. Fue iniciado en  dicha obediencia en 1960 en la logia Le phare de la Reinaissance de Marsella,  que perteneció a logias como:  Les Arts et l´Amitíe, (Aix-en- Provence, frecuentó  la logia argelina como Le Belisarie,  y creó  otras logias como Aurore o la Regle et Liberté.


Miembro del Capitulo Mirabeau en el grado 18º Caballero Rosa Cruz, Caballero Kadosch en el Consistorio de Provenza, y miembro de Aeropago Sources, se le otorgó  el grado 33º en 1984. 



  • [1] En "pour retrouver la Parole. Le retour des Frères" La Table Ronde. 2006
  • [2] Editions de La Hutte- 2008
  • [3] Doctrina que considera que el mundo no esta formado de una sola substancia.
Mäs información  sobre Bruno Etienne:

Víctor Guerra.MM.:. Rito Moderno

5 de marzo de 2012

La Logia Phoenix Unum y la Memoria Histórica


En el sentido de ir cada vez mas volcándose sobre el medio en el se insertan , las logias van construyendo su exteriorización, cada una a su sen y manera, optando por modelos distintos, como distintas son cada una de ellas. En esta caso una logia del Grande Oriente Ibérico, situada al oriente de Madrid, la logia Phoneix Unum ha invitado al poeta Marcos Ana a dar una conferencia  para que esa memoria histórica no se pierda.

El poeta  y escritor Marcos Ana, es toda una  institución que merece ser escuchada con todos lo sentidos abiertos, pues él representa todo un acontecer.


clip_image001


Victor Guerra. MM.:. Rito Moderno
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...