Lo expuesto en este blog, solo responde a los criterios
personales de su autor como Maestro Masón

25 de septiembre de 2017

Tres siglos de la Refundación Moderna. Sigo con la lectura crítica (II)

CARTEL-CON-CINCO

Golpeando la piedra bruta de la lectura
La semana pasada habría este blog con la lectura de uno de los tres tomos que se han dedicado a recoger lo expuesto en el II Curso de Fundamentación Masónica, celebrado esta pasada primavera en Madrid.

La siguiente ponencia la impartió quien hasta hace poco este mes de septiembre fue el presidente de la Logia Renacimiento nº 64, que el taller que recogió la idea e impulsó el proyecto hasta su culminación con la publicación de estos tres tomos.

La Música y la Masonería el caso de F. Liszt

Estoy hablando del famoso músico y francmasón de origen veneciano Brenno Ambrosini, que no ceja en su empeño de darle un nuevo barniz de modernidad a la masonería española, lo cual ya intentó con aquella vanguardista magazine Ergo Sum, y desde ese momento hasta hoy, le veo sumido en un empeño que lo fatiga, porque ha de darse cuenta de que la masonería española, está inserta en un permanente ejercicio prometeico al modo del mito de Sísifo.

Su ponencia data de algo en general muy poco tratado en el desarrollo masonólogico español, como es el tema de los músicos masones, desde un plano universitario tan solo se ha ocupado del tema el profesor y musicólogo Torres Mulas, que ha aportado diversos trabajos que se hallan en las distintas actas de los diversos Simposios del CHEME.

Brenno Ambrosini, aborda una figura músico-masónica, como es la de Franz Liszt, y que precisamente titula Franz Liszt la Oculta (da) dimensión masónica. Es una ponencia corta, a diferencia de las anteriores, solo 20 paginas, en las cuales condensa un trabajo al que viene dedicando esfuerzos importantes, que esperemos concluyan con una bella publicación.

Para mí, que tengo los oídos de cemento armado, todo lo musical me suena a poco, pero me han sorprendido algunas cuestiones, como ese encandilamiento por la figura de Mozart , y que Liszt, se quedara perdido encanto del olvido y la invisibilización, cuando como dice el ponente «el compromiso ético fue la base sobre la cual F. Liszt fundó sus existencia humana y artística, y la aplicación de sus ideas en el campo social, ideas que claramente encontramos reflejadas en su obra musical y en su constante acción en el ambiente cultural, fue el motor propulsor, a lo largo de sus vida. Ideas entre las que de enorme importancia fue la masónica».

Los personajes masones centro europeos, no dejan de tener su cierto punto místico lo cual se contrapone con fuertes apuestas éticas y mortales, lo que en parte me recuerda esta exposición de Brenno, a otra figura como fue la Schröder.

Tal vez la invisibilización que sufrió y sufre la figura de Liszt, provenga de una condición que para mí era desconocida, y es su condición abate, y por tanto poseedor de las ordenes menores, lo que en ciertos ambientes no debía ser bien visto, pese a que el siglo XVIII, por ejemplo en España «Eran o segundones del estado noble o personas acomodadas de la clase media. Venían a ser unos aspirantes a abades comendatarios y se introducían como amigos, directores o preceptores de la familia en las casas distinguidas».

Por tales membresías Franz Liszt sufrirá ataques publico lanzados desde el Freimaurer-Zeitung, aunque el de una u otra manera seguirá vinculado a la masonería en la cual se había iniciado en la logia la Alianza Universal de Fráncfort el 10 de septiembre de 1841 con 29 años, unos meses más tarde en Berlín fue exaltado por la logia Concordia el grado de Compañero el 22 de febrero de 1842, y luego a Maestro Masón.

Una ponencia interesante que saca de la invisibilización a un personaje de la talla de Franz Liszt, tal vez la única tacha que le puedo hacer a la ponencia es no haber buscado la repercusión del famoso músico en la masonería española, que vaya por delante es también bastante escasa, por ejemplo, tenemos recogidos varios masones que se autoimpusieron como nombre simbólico el nombre del musico. Manuel Dordal Martín (interprete) miembro de la logia Minerva y de la Luz de Mantua (1887) y Andrés Frígola Palau de las logias Resurrección 2/ Redención y Adelante de Barcelona, o de Ricardo Janés Riu (comerciante) logia Colmena 285 (GODE ) 1885; y Antonio Suárez Gutiérrez, logia Fraternidad 19 de Málaga 1934, recogidos en la ponencia de Torres Mulas: Presencia de individuos músicos en las logias españolas hasta 1936-39 . Primer balance y censo provisional.

Las actas tan solo recogen la cita de Fran Liszt como personaje otras cinco veces.

Esta es la escasa influencia o repercusión de la vida y membresía de Franz Liszt en el seno de la masonería española, en general muy desconocedora de membresías como la que ha descrito Brenno Ambrosini. En un trabajo limpio y ecléctico, huyendo de florituras argumentales tan al uso como hemos visto.

A vueltas con lo Iniciático y el REAA

El segundo tomo de esta obra, esta dictada por Ramón Salas Roig con el título de Rito Escocés Antiguo y Aceptado. Un Camino Iniciático.

Ramón Salas es el Gran Comendador del Supremo Consejo Masónico de España, y arranca su ponencia con una frase que a mi tengo que reconocerlo me da grima «la francmasonería es una sociedad iniciática» y que recoge de un masón y pensador francés al traté como Bruno Étienne.

Es curioso que como digo no vayamos a los rituales más antiguos, porque los nuevos los hemos adaptado a nuestras necesidades conceptuales y de praxis, y por tanto si nos vamos a la RAE nos dice: que es lo perteneciente o relativo a una experiencia decisiva o a la iniciación de un rito, un culto, una sociedad secreta, aunque esto ignoro si ha sido sacado de las concepciones masónicas al uso, pues si nos vamos a las verdaderas fuentes, que son nuestros rituales u otras bases documentales, pues tenemos que el palabro «iniciático», que es una palabra que no estaba en Masonería, término que por otra parte se incorpora muy tarde y con la idea de dar a mayor transcendencia al hecho Masónico en sí mismo, que ya es bastante, pero pareció en algún momento que había que añadirle un plus, algo más para darle una pátina espiritual de la que al menos un estilo Masónico parecía que careciera.

Para que se vea cual ha sido la evolución hacia esa transcendental cambio  de la aceptación a una iniciación» en la cual se quiere insertar el concepto de «iniciático», comentar  que el despojo de los metales e produce en 1740, que la cámara de reflexión no se conforma  como tal hasta  1770, que los «viajes aparecen en 1730 y  no se asimilan a las «pruebas» hasta 1780 y que por ejemplo la copa amarga pues no se utiliza  hasta 1770, si ponemos estas fechas en relación con otros hechos, amén de leer  por ejemplo Quelque questions propos du mot du maçon  1696, en él nos podemos dar cuenta de cuando se empieza virar hacia una complejo mundo seudo-místico que reviste todos estos pasos, cuyo hecho final se quieren presentar como una unidad  conformada entorno a la iniciación y lo iniciático.


Es un tema este al que por mi parte he dedicado bastante tiempo, pero se ve que pese a ello, todo esto parece clamar en el desierto más estéril, aunque no puedo negar que dicho palabro conforma el gen de estructuras masónicas como el GLSE y el DH.

Al profesor Salas le invito a leer un trabajo interesante de otro ilustre pensador francés y francmasón como Jean-Charles Nerth


Expongo estas premisas para poner mis cartas conceptuales a la hora de comentar tal ponencia, ya que prosigue Salas exponiendo que «La iniciación como proceso, es la actividad propia de la francmasonería que se define como Tradición Iniciática».

Es evidente que si repasamos lo antes expuesto sobre la evolución del desarrollo masónico que más arriba he expuesto, y si partimos que hay masonerías muy antiguas que nos tienen Cámara de Reflexión para materializar el arcano iniciático, pues resulta que tenemos problemas de definición y de concepción masónica importantes, aunque para el profesor Salas entiendo que no, porque vuelve como otros ponentes anteriores a la noria de que nuestros rituales son la adaptación de las antiguas hermandades de canteros, y para colmo plantea que «Que el rito desde un punto de vista antropológico, el hombre puede ser esencialmente considerado como un ser ceremonial que teme al Caos y administra el mundo con el objeto de conseguir el Orden cósmico»

Pues de esta manera es como el autor concluye el cierre categorial más impensable, aunque tal vez este devenir provenga de los escasos materiales de estudio que tenemos al alcance, pues claro citar a Rodriguez Castillejos para hablar de Ritos, pues es algo que puede llevarnos a cuestiones como las que estamos leyendo, pues leer en el famoso libro de Castillejos que el Rito de Emulación es de la familia de York, cuando es un ritual al que subido a la categoría de RITO; o que se adhiera a la familia de Ritos Francesa, ritos como el Brasileño? y una caterva de ritos como el Francés de referencia, o el Francés Moderno o el Francés Tradicional, cuando estamos hablando en muchos casos de rituales que no de RITOS

Evidentemente ni Castillejos , ni el profesor Salas, leen nuestros trabajos (Circulo de Estudios de Rito Frances Roëttiers de Montaleau) donde no solo exponemos trabajos, tanto míos como de Joaquim Villalta, sino de otros muchas personalidades del pensamiento masónico que ha trabajado sobre Ritos y Rituales, y el deslinde de unos y otros ; y claro ver en la citada ponencia que se propone como RITO: el Francés de referencia, es un poco de risa, pues en todo caso estaríamos ante un Ritual de Referencia del Rito Francés, que es algo distinto.

En fin, un interesante repertorio bibliográfico, pero que hace falta masticar algo más, para no caer en cuestiones como las planteadas, y que nos ayudará a entender mejor el mundo masónico.

Desarrollos y evoluciones del Rito Francés desde la modestia

La siguiente ponencia es de Leonardo Martinez que ha sido el Muy Venerable del Capitulo Sirio del Rito Francés de la GLSE y VM de la logia Hermes y Tolerancia nº 8 también de la GLSE, y que expone: Rito Francés. Historia y Características.

Vaya por delante el agradecimiento por exponer en la bibliografía, dos obras como son las de Joaquim Villalta de Oro y Azur, y la mía sobre el Rito Moderno, ambas publicadas en Masónica.es.

Ponencia clara y concisa, con bosquejos muy generalistas, que hubieran precisado de más extensión y explicación, que ignoro si la hubo, pues no se recogen los debates habidos.

En la página 27 de este segundo tomo, se escribe «Las logias pertenecientes a la Gran Logia de Inglaterra se empiezan a apodar como los «Modernos» y es una errata, pues se trata de la Gran Logia de Londres y Westminster.

Hay una concepción muy generalizada de hacer empezar el Rito de los Modernos, a partir del nacimiento del Gran Oriente de Francia, claro está que ello es la influencia de los pensadores franceses ligados al GOdF.

Creo que hay una rica historia, densa e interesante, que además ya expusimos largamente durante todos estos años, que es el desarrollo del rito Moderno a través de Inglaterra y Francia, hasta la codificación del Régulateur, y claro que es un error, como dice el ponente el Hermano Leonardo, pensar que el Rito Francés nace del ritual del Régulateur, y no es así, pero este recoge una importante trayectoria de trabajos rituales del siglo XVIII que nacen con la masonería de 1717, que yo no bautizaría como «andersonianas» ya que la importancia de Anderson, fue proclamada a partir del siglo XIX, y este carecía, así como las famosas Constituciones del peso que hoy les queremos otorgar; por tanto Anderson, no ha sido ni una referencia dentro del GOdF hasta las reformas rituales de Groussier.

La Reforma Murat, no fue una revisión, digamos que fue una transformación deísta y catolizante a más no poder, y por tanto se separa del tronco común que tanto la ritualidad del siglo XVIII de los Modernos, como la codificación de 1785 exponían.

Exponer que el ritual de 1887 de Amiable y el de 1907 hablan aún del Rite Français, eso vendrá de la mano de las reformas de Groussier y sobre todo de los rituales de referencia.

Con estas puntualizaciones de matiz, y esperando poder aportar durante 2018 algún trabajo más denso sobre el Rito de los Modernos, y el Rito Francés, me alegra que se empiece a tener en cuenta el Rito Primordial de fundación como es el Rito Moderno, transformado en el hexágono en Ritos Francés.

La pretendida filosofía masónica o a vueltas con esta por la logia

La filosofía parece ser una de las preocupaciones de los masones y ponentes del curso, hasta tal punto que, leyendo sus complejas y eruditas ponencias, uno llega a la conclusión tal vez errónea, y de mi falta de buen percepción y perfectibilidad, el curso ha sido en su segunda parte un intenso trabajo de Fundamentación Filosófica, quedando lo masónico en un terciario plano.

Octavio Carrera, Profesor de Filosofía y miembro del SCME, expone Las ideas filosóficas presentes en el pensamiento masónico, en 46 páginas; y a continuación el profesor Vladimir Carrillo Rozo, nos atiza con una ponencia en plan ya libro completo, con 126 paginas bajo el título Algunas corrientes de pensamiento del siglo XIX y su posible influencia en la francmasonería (perspectiva histórico-filosófica).

Antes de entrar en materia, que tampoco será mucha pues mi inteligencia no da para mucho en estas materias tan eruditas, pero me gustaría hacer algunas aclaraciones que me vienen rondando por la cabeza hace tiempo.

Por un lado, la persistencia de algunos estudiosos en cercarnos en los entornos filosóficos del siglo XIX, que no masónicos, eso sí centrando su atención en autores muy concretos. Nada que objetar a lo expuesto, salvo que a veces me parece que estamos más ante unas clases de fundamentación filosófica que masónica.

En general, por lo que he leído (casi todo) son exposiciones más filosóficas que masónicas, en tanto a que a diferencia por ejemplo de Pedro A. Lázaro, en su libro ya citado de Masonería. Escuela de Formación… toma partes de la ritualidad masónica del REAA y la expone a luz de las corrientes filosóficas, y por tanto confronta y contrasta, unos textos y unas ideas con unos planteamientos filosóficos, lo cual, no es el caso de los dos autores citados, que nos largan unas impresionantes peroratas filosóficas sin que veamos de forma palpable, al menos por mi parte esa yuxtaposición que quieren hacernos desde una etérea virtualidad filosófica a la hora de hablar de Kant, Hegel, Marx, etc.

Es curioso lo poco que leen estos grandes ponentes, fuera de su campo de estudio, pues no he visto nunca en sus trabajos, reseña alguna sobre los nuevos pensadores que están presentes en importantes entornos masónicos como Michel Mafessoli, (Vagabundeos Iniciáticos), Lebert (la Cultura de la Paradoja) Lipovetsky y Serroy (La Cultura- Mundo) Conte–Sponville (Pequeño tratado de las Grandes Virtudes), Macé Scaron (El pánico Identitario) o a Michel Barat, o Bolle de Bal, solo por citar algunos pensadores actuales, que curiosamente están dando formación en el seno de la madura masonería francesa.

Me queda la duda además de que estos temas de las fundamentaciones filosóficas, sean fruto de las preocupaciones de los masones en logia. Es una pena que no haya un inventario nacional de las planchas leídas en las logias de cada Obediencia, para ver sus temáticas y ver los que les preocupa a los masones en su quehacer cotidiano.

Eso podría de manifiesto el interés de unos y otros, si son complementarios o cada uno siguen vías divergentes,

Como he sido secretario de logia en tres largas ocasiones en tres Obediencias distintas, algo me dice que hay cierto desencuentro entre lo que exponen estos buenísimos ponentes del Curso de Fundamentación y lo que explican los masones en las logias mediante la confección y lectura de planchas.

Aunque viendo los repertorios bibliográficos españoles a modo de apoyo pues algo me dice que la dicotomía está servida.

Como anécdota puedo decir que en una logia del DH, un Maestro Masón de los que pontifica y expone doctrina a cada rato, me dijo a cara de perro ante una Tenida de 3º, tras una lectura mía sobre el GADU en masonería, ¡«Que no volviera a traer una plancha de esa naturaleza a la logia, que ya estaba bien, y era un tema cerrado».

No voy a comentar el hecho, ni las formas, pero ello nos viene a indicar donde estamos, y como entendemos la masonería y sus temáticas y más cuando uno cree que porque le han dado el grado 30º ya tiene el sumun del conocimiento.

En todo caso, al respecto de lo que digo, indicar que hay un trabajo muy interesante de recopilación de planchas que se hizo en París, en el seno del GOdF, durante los años 79-89, Essai d´Amalyse des travaus des freres du GODF de la Region Parisienne, selon les annonces du bulletion des loges de 1979-1989,

Y es muy interesante para analizar la importancia y preponderancia de las cuestiones que preocupaban en aquellos momentos a los Hermanos del GOdF, y saber si estaban más bien en una línea distante de lo que les preocupaba a los estudiosos del momento, y las preocupaciones de la época. Es como digo un estudio interesante, de cientos de páginas, que nos serviría como modelo para analizar estas cuestiones de las corrientes filosóficas en masonería

Dicho esto, paso a analizar algunas cuestiones expuestas, por ejemplo, por Octavio Carrera, donde dice (pag43) «El carácter adogmático de la francmasonería ha permitido a la Orden sobrevivir y mantenerse activa en estos últimos 300 años».

La pregunta que surge es: ¿El carácter dogmático de la masonería no ha permitido a la masonería, pervivir, e incluso ser la mayoritaria?

Por otro lado, cuando se habla de adogmatico, ¿A que nos estamos refiriendo?

Puesto que no creo, si nos retrotraemos a los años de fundación 1717, tuvieran tan claras las fronteras conceptuales que hoy se establecen entre adogmatismo y dogmatismo, incluso partiendo de las hubiera entre la filiación de 1717 y 1751, estamos hablando de Inglaterra, y la situación en Francia fue muy distinta en años posteriores.

Por tanto, esas generalizaciones son peliagudas, así como exponer que el «racionalismo es el fundamento filosófico de lo que hemos dado en llamar pensamiento masónico».

Debiera el profesor ponente, mirar al interior de su propia Obediencia y analizar los trabajos leídos, más allá de las exposiciones de sus líderes, para ver y analizar ¿En qué medida se cumple el axioma que plantea?.

Aunque no deja de ser una realidad de que los masones buscan una comprensión, no sé si racional o espiritual, a la realidad de su época, dependerá de Obediencias, de logias, etc. Pues en el trabajo reseñado de las Logias parisinas, las orientaciones tenían mucho que ver con el tipo de logia.

Es curioso también que pronto nos pongamos en órbita sobre la filosofía moderna, que se nos queda colgada en el tejado del siglo XIX, como punto de inflexión en la masonería, y no nos pongamos a estudiar y a profundizar que es masonería , y como han influido en ella, cosas con las que seguimos trabajando, y reflexionando, como el hermetismo, el rosacrucismos, y los esoterismo varios que han atravesado de cabo a rabo a la masonería, y que aparecen a modo de una gran pelota que nadie parece querer desentrañar, de modo que podamos devolver a su sitio cada cosa, o saber de dónde viene cada una de esas corrientes y como han impactado y aún impactan en la masonería actual.

Claro que eso es difícil, primero porque me imagino que hay conocer la filosofía antigua al dedillo, hay que trabajar los rituales en continente y contenido, hay que diferenciar las masonerías, la anglosajona y la francesa, pues el popurrí que se hace con las generalizaciones es impresionante, y ver que expresan, y como lo expresan, y observar como los contenidos se ajustan o se desajustan según van llegando e imperando diversas corrientes de pensamiento.

Un trabajo de esta naturaleza nos daría cancha para saber que es lo propio y lo añadido, luego cada uno verá lo que hace con ello.

Por otro lado al profesor Carrillo, parece que siempre falta espacio pues sus trabajos largos y prolijos, son de una pesadez impresionante y sobre esas corrientes de las que habla en masonería, mucho me temo que muchos autores de los cita, o pensadores, no estaban dentro de las cabezas de los masones de las distintas épocas, más allá de los socialistas utópicos, que curiosamente parecen ser olvidado.
En fin, cierro este resumen con la ponencia de Santiago Castellá, sobre Masonería y Construcción Europea.

Y sin que tenía yo mucho interés por este tema, pues hubo en la primera década del año 2000 un interesante debate sobre la Construcción de Europa, con temas como "CONSTRUIR EUROPA CONSTRUIR EL MUNDO.


Y como digo se vivió de forma muy intensa este tema en las masonerías liberales europeas, sobre todo en el curso masónico 2001-2002 , ya que en esos momentos Francia no estaba por una Constitución Europea, porque ello ponía en peligro su famosa ley 1905 y sus posteriores avances. Y fueron debates intensos y contundentes, los cuales además se rastrean a modo de preocupación en el largo análisis de las planchas parisinas de las que ya he hablado.

Europa y su construcción, como entidad globalizada si que ha sido una constante en las temáticas tocadas por los masones franceses, y además a mi me tocó en mi antigua logia desarrollar ese tema de la Construcción de Europa, con una plancha y una segunda sobre LA GLOBALIZACIÓN ¿QUE PUEDE APORTAR LA MASONERÍA ES ESTE PROCESO...? la cual publicaré un día de estos para ver su actualidad y virtualidad, tras años de su construcción, pues estamos hablando del 2006.

En todo caso que Castellá, nos diga que en «las logias de albañiles libres, discretas en su interior opacas a la mirada del poder , se refugiaban sabios perseguidos y amenazados por sus disidencias religioso heréticas.. o porque atesoraban una tradición muy antigua que contenía conocimientos muy perdidos…, eran obreros, operarios, constructores que venían de una saga antigua…»

Es desde luego una construcción muy poética y mítica, sobre la que sostener nada, pero en fín al final profesor brillante como Castellá, da un salto cualitativo y cuantitativo y nos expone sus teorías y reflexiones en claves modernas, pero sin que por ejemplo se tenga en cuenta las contradicciones como las manifestadas por el GOdF en su momento que votó en contra de esa Constitución Europea.

El GOdF tiene importantes documentaciones, planchas, manifiestos, y proclamas sobre tal temática que a buen seguro que hubiera sido interesante de analizar tales procesos, de cómo el famoso hermamiento y fraternidad a veces quedan de lado ante las cuestiones de las identidades regionales.
Y hasta aquí he llegado. Para que comprueben el grado de fiabilidad de mis críticas les invito a comprarse los tres tomos y cotejarlos con lo expuesto.

Y espero que los alumnos participantes  hayan sacado muy interesantes  conocimientos para su vida personal y masónica

He dicho

Victor Guerra












































































No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...