Lo expuesto en este blog, solo responde a los criterios
personales de su autor como Maestro Masón, y tienen por tanto derechos de autor ©.

19 de octubre de 2018

LA GRAN LOGIA DE ESPAÑA, ANTE SU FUTURO

image

Tras el desastre en el que entró la Gran Logia de España, tras la reelección de su Gran Maestro: Oscar de Alfonso, con toda aquella sarta de intervenciones de mal recuerdo y fario, y el desarrollo posterior que ya he contado en varias entregas
Unido, como no, a la labor de hooligans y los nuevos inquisidores de la ortodoxia que quería imponer el reelecto Oscar de Alfonso, todo ello desató una serie de réplicas, unas tendentes a colocar una bomba de relojería bajo el Trono de Salomón de la Gran Logia de España, sacando la metralla de los dossiers, que los hay..., proponiendo como solución a D. Oscar de Alfonso que este se hiciese un lado antes de la voladura, cosa que evidentemente no hizo el valenciano, sino que apretó el paso imponiendo deseos y doblegando voluntades.

Otros en cambio hicieron humo ante tanto naufragio, y otros se atrincheraron en los clásicos enroques de siempre, que si los grados colaterales, o trabajar en un seudo exilio londinense, o la salida ya clásica de enrocarse en el Supremo.

En fín, a principios de verano el barco de la GLE, con almirante y capitanes a bordo daba la sensación de emprender una extraña travesía durante la cual se temía lo peor, pero la época estival hace que todo se ralentice, y todo este volcán masónico entró en una especie de calma chicha capaz de deshacer muchos nudos gordianos, ya se sabe desaparecer, dejar pasar las cosas y ponerse de perfil…

A toda esta situación le vino genial que los masones españoles, y como no, los miembros de la Gran Logia de España, estaban más que hartos de la situación, y la fatiga empezó a pasar factura en los entornos más íntimos de los propios masones, el tema de D. Oscar de Alfonso y la GLE, era y es más bien cansino.

Es evidente que la España masónica, está situada en estos momentos en las antípodas de lo que sucedía no hace mucho por estos mismo predios, donde frente a cualquier conflicto las soluciones eran: bombachas de fragmentación y asalto con alfanje en el abordaje , y tras la escaramuza a rey muerto rey puesto, esa era la cotidiana sucesión de los conflictos y su resolución, y así les sucedió a casi todas Grandes Maestrías de la Gran Logia de España: Sarobe, Corominas o Carretero, y a punto estuvo de costarle cara la afrenta a Oscar de Alfonso. La campana que le salvó es que llegó el verano, y tras tanta fatiga, y la desaparición del foco y escena mediática del ínclito Oscar de Alfonso, la cosa ha quedado como si se hubiera dado por cumplido el adagio de aquí paz y mañana gloria.

Pero no todos se han ido con el traje de baño y las chanclas a la playa, pues hay quien ha resistido la debacle, y al desánimo, y he clamado desde diversos foros desde las frías aguas norteñas por ser justos y lo más perfectos posibles, con los propios y los ajenos, luchando por poner un poco de cordura ante tanto desaguisado y fractura, con la idea de que el proyecto de una Masonería de Tradición, liderada por la Gran Logia de España, sea posible.

Estos nuevos y viejos quijotes son sabedores que el suelo es inestable, que hay cansancio y fatiga, y bastante desánimo, que a su alrededor se están creando pasarelas para el posible trasvase de aquellos que quiera abandonar la nave de la GLE, como ya ha hecho Galo Sánchez, enrolado ahora en la GLSE y su correspondiente Supremo.

Es innegable a estas alturas que hay estructuras que se están dejando querer dotándose de patentes rituales para ofrecer una posibilidad de supervivencia a tanto naufrago como puede haber, y no hay que olvidarlo, se ha perdido el miedo a las fracturas ya vimos lo que paso con la GLNF, sin olvidar que pueden ser sugerentes para ciertas mentalidades más adelantadas de la GLE, algunos ensayos que se están dando en la Masonería de Tradición francesa, y que pueden tener su réplica en suelo patrio.

Ese es el entorno, amable o inhóspito según qué casos, y sería en que se estaría moviendo la Gran Logia de España, y lo saben bien quienes el día 27 de octubre se reunirán n en Madrid con la intención de intentar enderezar el barco y poner rumbo a una singladura de mejor cariz.
Y poco a poco, sin clandestinidades, ni conventículos este verano se fue construyendo una posible alternativa denominada: MESA para la Reforma de la GLE.

¿Qué es la MESA para la reforma de la GLE? Es un órgano independiente y no oficial de participación de los Hermanos de la GLE dedicado a impulsar la reforma en profundidad y en su totalidad de la Institución.

¿Cómo se ha creado? Fruto espontáneo de la voluntad expresada de un grupo de Hermanos de la Gran Logia de España que acordaron impulsar la reforma de la Institución y las líneas generales de la reforma en la reunión del Foro Reformador celebrada en Madrid el 14 de Julio de 2018.

¿Qué funciones quiere desempeñar la MESA? Como punto de partida, la MESA pretende ser un foro de reflexión, abierto y participativo, a partir del debate sereno y riguroso entre iguales. Sus funciones son el impulso de la toma de decisiones sobre la reforma de la Institución.

Como digo, ha sido un caminar lento, recogiendo velas, e invitando a participar tanto a montescos como a capuletos, a güelfos y gibelinos, es la única posibilidad que le queda a la Gran Logia de España en su empeño por regenerarse, pero ha de ser en base a una política quirúrgica , tendente a erradicar o al menos a suavizar ciertas problemáticas que se dan en el seno de la GLE, más allá de lo nominativo de quien se sienta en el Trono de Salomón que preside la GLE.

Es evidente que un elemento distorsionador en el desarrollo de la Obediencia regular española, es la amplia colonia extranjera con presencia en el suelo patrio, gobernando desde la sombra a la GLE, con derecho a voz y voto. Una presencia que siendo legal dentro de los acuerdos de reciprocidad de las Granes Logias Regulares, en el caso de España, dada su densidad, su concentración y peso son más bien un efecto distorsionador, que además ha jugado en la mayoría de las veces a caballo ganador, siempre con el objetivo de preservar sus prerrogativas, a cuya estrategia han jugado casi todos los Grandes Maestros citados. Los Hermanos ingleses siempre han sido el alfil secreto de la jugada maestra

Cuestión esta, de difícil solución, pues todos le deben a los HH. Ingleses, algún que otro favor, y estos no tienen prisa, y saben cobrárselo con creces, con nombramientos, pasantías, medallas y arreos que luego se lucen con singular esplendor en la metrópoli londinense, aunque todo ello se perciba con cierta ironía en las altas instancias masónicas de la gentry masónica.

La MESA, ha propuesto, una razonada REFORMA de la GLE, como ellos mismos dicen, es: «El marco normativo como base para la reforma: una nueva Constitución» que no es poco…

En Madrid el día 27 de octubre se entra en un formato de debate en el que participarán unos doscientos Maestros Masones, de forma directa o indirecta, los cuales tendrán que enfrentarse a esta propuesta constitucional que ya cuenta con una buena cuantía de propuestas de modificación, y cuya sesión moderará Jerónimo Saavedra.

De aprobarse la propuesta reformatoria de la MESA con aquellas modificaciones que fueran aprobadas, esta se subirá a las instancias de la Gran Logia de España, para que las tenga en cuenta y esta abra el proceso correspondiente para que la GLE entre en una nueva fase de su vida. A este proyecto se ha querido que se sumen todos los masones de la GLE.

Creo que es la única salida digna, coherente y lógica, sino quiere verse la organización masónica regular española y su Gran Maestro Oscar de Alfonso ante un cruel harakiri… con situaciones kafkianas, de lo cual ya hemos visto algún adelanto.

He leído, aunque no he realizado un trabajo comparado y pormenorizado de la Constitución de la GLE, y esta nueva propuesta constitucional de la MESA.

Pero me han llamado la atención varias cosas: Una que el capítulo Primero de tal Reforma se base en la Denominación, personalidad jurídica y constitución, y que no haya sido preminente el Articulo 2 de Valores y Principios inspiradores, que vendría sería el ADN de la masonería de Tradición, tal y como consta en la Constitución vigente de la GLE, aunque en el caso de la Constitución actual hay toda una literatura a modo de Prefacios que estorbaba bastante a la hora de llegar al texto de la Constitución como tal .

Otra cosa que me ha chocado es que el capítulo 1 en el apartado 2 de la nueva propuesta: La Gran Logia de España se declara heredera de la tradición masónica española, lo cual abre un gran debate.

Primero porque esa tradición masónica nunca se ha desarrollado dentro de los parámetros masónicos regulares, sino más bien al contrario, y parece tener poco encaje aún partiendo de la pretensión de asumir los postulados como los del Gran Oriente Español (GOE) dentro de la GLE, pero es más un tema filosófico e histórico que otra cosa.

No parece casar bien el capítulo 2, apartado 3 el tema de que la GLE tiene por principios la libertad de conciencia y de pensamiento, para a renglón seguido exigir unas determinadas creencias sobre un Ser Supremo, o que el Volumen de la Ley Sagrada esté presente en los trabajos, o que se proscribe toda discusión política o religiosa. Creo que debo recomendar a los Hermanos regulares leer a Pedro de la Llosa, y su Historia social del Librepensamiento.

En la nueva propuesta de Constitución, hay en cierto modo, una tendencia a huir de las grandes prosopopeyas de viejos cuños y reducir textos y ser más garantista con los deseos de la base: las Logias.

Pero la gran innovación viene de la mano de los artículos 11 y 13. El primero se trata de la Gran Comisión Rectora, que pasa a tener un desarrollo ejecutivo importante y relacionado también con el artículo 13 con el tema de Las Grandes Logia de Distrito, que viene a reglamentar de alguna manera aquellas logias que no trabajan en los idiomas oficiales en España o sea el sector inglés , lo cual viene además a blindarse tal propuesta al requerir que la nacionalidad del Gran Maestro, se ha hecho de una manera suave y poco dolorosa. El domicilio debe estar en territorio de su jurisdicción que ya está presente en la Constitución actual y en vigor, aunque se le pone alguna condición más, como la reducción de los mandatos.

Las logias pasan a se la célula madre de la organización, reiterando su soberanía como circunscripción electoral, que elegirían los miembros de la Gran Asamblea, las Provinciales y las de Distrito.

La Comisión rectora y el Gran Consejo son los órganos gestores de la GLE por excelencia, o sea su Junta Directiva, pero no solo hay un cambio de denominación, sino que detendrán de algún modo el control sobre las Grandes Logias de Distrito, y sobre el Gran Maestro.

En general se refuerza la posición de la Gran Asamblea, que por ejemplo tendría en sus manos el cese del Gran Maestro, si este no pudiera aprobar el informe anual ante la Asamblea, ante la cual estaría obligado a rendir cuentas.

Queda por delante un reto importante, en el cual se han de conjugar consensos y voluntades, para lograr que este nuevo marco, digamos más democrático, intentando manejar los factores exógenos a la GLE, que hoy por hoy la comandan bajo una cierta ambigüedad a la organización masónica española, y cuya situación no se da en ninguna Gran Logia del mundo.

Yo espero que de la reunión del dia 17 salga un compromiso de trabajar en el sentido que propone la MESA, si es que la GLE quiere salvar los muebles tras un desastre que ya dejó ver su cariz antes del verano, y que puede materializarse en un naufragio casi total si los miembros de la GLE, y sus dirigentes no abren la mente a una regeneración en la que no pueden jugar los oportunistas consensos de cariz inglés, que siempre han estado presentes en el quehacer de los órganos ejecutivos de la GLE.

Desde luego, espero que haya miras de futuro, pues las condiciones que se dan en el entorno de la masonería española, pueden hacer quebrar la singladura de la GLE si esta no se regenera, partiendo de que esta no es la Gran Logia Nacional Francesa, ni tiene su potencia, ni su calidad, ni su prospectiva.

Si olvidar que de lograr esta reforma, que sería un primer paso luego queda un larga tarea de formación y recomposición..Que los trabajos sean propicios

Victor Guerra

14 de octubre de 2018

La Masonería Portuguesa a la luz de Simôes Coímbra

conv_simc3b5es-coimbra-22set

A pesar de que somos vecinos e hijos de una misma rama masónica devenida de la fundación de 1717, la masonería portuguesa nos resulta a la mayoría de  los masones  y conciudadanos españoles muy desconocida.

Por un lado esa segregación cultural auto establecida por cada uno de nosotros,  y por otro la poca bibliografías masónica que se haya por las librerías portuguesas sobre la masonería, cooperan entre otras cuestiones a que el desconocimiento sea importante.

Para cooperar a ese conocimiento la empresa Ancora Editora, con base en Lisboa y con un larga trayectoria en la publicación de obras de muy diverso tinte, incluye desde hace un tiempo las temáticas masónicas, ocupando un espacio que en Portugal como en España digamos que está desierto.

En esta ocasión lo que les traigo a ustedes es una obra del vejo amigo Luis Vaz, que con el motivo de hablar de quien fuera uno de los Grandes Maestros del Grande Oriente Lusitano (GOL), como fue Simôes Coímbra, nos relata no solo la vida de este francmasón, sino que aporta importantes datos para conocer el desarrollo, sobre manera en el siglo XX, de la masonería en Portugal.

Son capítulos cortos y concisos, donde el autor de la obra Luis Vaz y el personaje tratado Simôes Coímbra, quedan al desnudo en sus presupuestos de partida en cuando a la orientación de su incardinación en masonería, provenientes ambos de la tradición católica portuguesa que acaparó todo el medio rural con su poder, sembrando en las conciencias la fértil semilla de las tradiciones antiguas, tema de debate que se emplazó en una de las sesiones de la Academia V Imperio, y que desarrolló el profesor Luis Vaz, su ponencia sobre la Tradición Masónica Antigua, y con el cual sostuve durante toda la sesión toda una diatriba sobre las Espiritualidades Laicas.

Pues bien, el libro parte de esa filiación en la que se insertaba el viejo Maestros Simôes Coímbra, y se inserta Luis Vaz, desde una perspectiva más laica.

En todo caso la incardinación de Simôes de Coímbra, a la masonería portuguesa se hace en el GOL, que tiene su fundación en 1879, y se hace con cierta dificultad, primero por la dificultad de hallazgo de los lazos y redes  masónicas, y segundo por la persecución a la que estuvo sometida la fraternidad masónica durante largos años, y que empezó   adra sus rompederos de cabeza a los masones con la declaración con la Ley de Sociedades Secretas de 1901. y de cuyo proceso se concluyó con el cierre por parte de las autoridades masónicas (Norton Matos como Gran Maestro) en 1935.

No es que  la masonería portuguesa sufriera la represión que sufrió la masonería española, , aunque el caso de Portugal es una historia muy desconocida aún, aunque Luis Vaz nos deja alguna pincelada, pero en general digamos que  no por ello los masones portugueses se vieron en la necesidad de pasar a la clandestinidad, que el caso de Simôes Coímbra, fue aún más peligrosa en tanto que como oficial militar dentro de la rama de maquinista Naval, se veía en unos ciertos compromisos entre su deber como militar y sus juramentos como masón y su posición como creyente cristiano.

Pero estas cuestiones no parece que haya atrás al biografiado Simôes Coímbra que se le encarga una vez ha llegado a Portugal los aire renovados de la Revolución de los Claveles (1974) empezar a recobrar la vida orgánica de la masonería portuguesa  representada fundamentalmente por el Grande Oriente Lusitano (GOL).  y uno de esas tareas que no pareció muy ardua, pero que  debió serlo, aunque en ello terciaron tanto las camaradería militares y de la elites culturales, sociales y políticas así como militares, en lo que cooperó también escoger el momento oportuno, y la estela de  los aires de renovación, y proceder a solicitar  para la devolución del patrimonio, entre tales cuestiones se encontraba la sede histórica de GOL.  O Gremio Lusitano  sita en Lisboa.

En ese momento jugó un papel importante el Maestro Masón, de Vila Chá, allá en  las tierras de Algodres, José Eduardo Simôes de Coímbra llegado a Capitán de Fragata, incardinado en la masonería en 1945 en la logia Simpatía e Uniao, de la cual  llegó al cargo de Venerable en 1971, y que dada la proximidad de Simões con el  almirante Pinheiro de Azevedo, por las vinculaciones de la Escuela Naval, se dieron los primeros pasos para la devolución del patrimonio, que enseguida fue devuelto, muy al contrario que en España, cuyo  proceso dura y durará unas cuentas década más.

Simôes, forma parte de la masonería portuguesa, no tanto por la faz intelectual, sino por su capacidad tenaz de  poner en marcha proyectos , como Presidente de la Orden nombrado en 1976 por el Gran Maestros; Luis Hernani Días Amado, puso en marcha  la instalación de  Museo Masónico en el Palacio de O Gremio Lusitano, y la puesta en marcha de una Logia de Instrucción  de Rito Escocés,


Llega en ese intermedio a  Gran Maestro, cuya candidatura surge del seno de las logias, para gobernar estas durante el trienio 1984-1987, y luego desarrollaría un segundo mandato que llegó a 1990.

El periplo existencial del francmasón José Eduardo Simôes de Coímbra, concluye   a las 8 horas y cinco minutos del dia 16 de septiembre  de 1996 en el Hospital de Marina de Lisboa. recibiendo las inexcusables Ceremonias Fúnebres que encabeza en primer lugar ´su logia madre; Simpatia e Uniao nº 4, siendo velado su cadáver en el seno del Palacio O Gremio Lusitano  y con la presencia del Presidente de la República: Mario Soares. Siendo enterrado en Vila Cha-Fornos de Algodres.

Para ir concluyendo este sencillo, emotivo e intenso retrato  del Comandante Ingeniero y francmasón Simoes Coimbra , Luis Vaz que es parte también del periplo existencial de este personaje, que le entregó siendo aprendiz unos libros (Instruçao completa do Franco-maçon (1874 Paris), lo cual sería el hilo rojo que les mantendría unidos, así es como Luis Vaz se convierte de alguna manera en albacea del  amigo y Gran Maestro camino del Oriente Eterno, y como Venerable de la logia Simpatia e Uniao,  debiendo cumplir sus ultimas voluntades, consistentes en que la exequias del Simôes de Coímbra:
  • -. No hubiera acompañamiento religioso y no hubiese sobre su féretro  elementos simbólicos relacionados con cualquier religión.
  • -. Debería  haber sobre su urna  la bandera del Grande Oriente Lusitano-Masonería Portuguesa.
  • -. Su cadáver  debería ser sepultado en una campa rasa  de su tierra natal. Vila Cha.
  • -. Y sobre su tumba este epitafio: «aquí yace quien mucho amo a a su tierra y siempre luchó para que los pobres fueses menos pobres y menos ignorantes».
En su nombre  en el año  2007, Luis Vaz y otros hermanos masones constituirán en Lisboa la logia Com.te Simôes Coímbra.bajo el Rito Francés siguiendo los pasos de la primera logia que adoptó  el Rito Francés Logia Simpatia 1859-1899.

El resto del libro, hasta concluir este,  son testimonios que van dibujando desde distintas vertiente la figura de Simôes Coímbra.

En resumen un sencillo pero elocuente intenso  retrato en forma de devolución de un  joven aprendiz Luis Vaz, Doctor en Estudios Portugueses,  que devuelve a su maestro el favor de entregarle unos libros par su instrucción masónica  y que devuelve con esta emotiva publicación de la cual me hago eco, y que he leído con emoción, los testimonios que cierra el libro son muy interesantes
  • Titulo:  Simôes Coímbra
  • Autor. Luis Vaz
  • ISBN: 9789727806607
  • Ano de edición: 09-2018
  • Idioma: Portugués
  • Dimensiones: 150 x 230 x 13 mm
  • Páginas: 200
Victor Guerra

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...